Técnicas de revisión y autoexamen de senos para detección
temprana de cancer de pecho o cáncer de mama. - akaXura :-)

Auto-examen mamario para la detección oportuna del cáncer de seno

Siempre consulta a tu Médico*

Cada 'Dos horas y media' muere una mujer mexicana por cáncer de mama.

1. ¿Cuándo hacerse el Auto-examen?
  • Revisa tu pecho regularmente, (digamos una vez al mes)
  • Revísate 5 o 10 días después del comienzo de tu período, así tu pecho estará menos sensible.
  • Si tienes períodos irregulares, estás embarazada o ya no menstrúas, escoge un día fijo de cada mes para la revisión.
  • No te revises varias veces al mes porque podrías inadvertir un cambio de lento desarrollo.
  • Si olvidas revisarte, no te preocupes y revísate los senos hasta el mes siguiente.
  • Marca en el calendario el día que es más cómodo para ti.
2. ¿Qué cambios observar y cómo observar?
Sin prisas y sin tocar, mira la forma, tamaño y apariencia de piel, senos y pezones de ambos senos, enfócate en sólo mirar.
1 Busca abultamientos o bolitas que cambien la forma de tu senos
dos Busca algún fruncimiento, verrugas o malformación en la piel
3 Observa si hay hundimiento o cambios en tus pezones y hacia dónde apuntan
4 Verifica si hay salida de líquido o goteo de secreción de algún pezón
5 Busca cambios de color de la piel, sarpullido persistente y escoriaciones
6 Busca algún endurecimiento, holluelos o hundimiento en la piel

¿Cómo observar?
Frente al espejo, mira tus senos buscando los cambios arriba mencionados.
dos Coloca ambas manos sobre la cabeza y observa buscando cambios en tus senos moviéndote hacia ambos lados, inclinándote además hacia adelante.
tres Con las manos sobre las caderas, tensa los músculos de tu pecho. Observa tus senos moviéntote hacia los lados e inclinándote.
uno Repite la observación con los brazos sueltos a los lados de tu cuerpo.

3. ¿Qué palpar y sentir? y ¿cómo palpar?
Al palparte y tocarte debes buscar cualquier alteración o dolor en tu pecho.
i Tocar y sentir cualquier bolita dura, la piel más gruesa o cualquier cambio en el tejido dentro del seno.
ii Toca y fíjate si sientes cualquier dolor que no hayas sentido con anterioridad. Con o sin dolor, reporta cualquier cambio al Médico.

¿Cómo palpar y sentir?
Con los tres dedos de enmedio (indice, medio y anular) de tu mano, presiona firmemente pero sin lastimarte. Si llegases a encontrar algo, compáralo con el pecho del lado opuesto, para ver si existe algo parecido del otro lado.
a1 Estando acostada bocarriba, coloca una almohada debajo de tu hombro derecho y el brazo derecho debajo de la cabeza; con la mano izquierda, examínate con la yema de los tres dedos de enmedio ejerciendo una presión firme y sin lastimarte con pequeños movimientos circulares. Procura revisar toda el area desde la clavícula hacia abajo e incluso hacia la axila. Repite el procedimiento para el seno izquierdo. Si tienes el busto grande, acuéstate de ambos lados y repite el proceso para ambos pechos.
a2 De pie, en la regadera, coloca tu mano derecha detrás de tu cabeza, y con tu mano izquierda enjabonada (es más facil palpar con jabón) examínate con la yema de los tres dedos de enmedio ejerciendo una presión firme y sin lastimarte con pequeños movimientos circulares. procura revisar toda el area desde la clavícula hacia abajo e incluso hacia la axila. Repite el procedimiento para el seno izquierdo.

Patrones para palpar
Al tocarte los senos para buscar diferencias es preferible seguir patrones de búsqueda regulares, con ello haces tu exploración más eficiente.
b1 Patrón de rejilla.- Desde la parte baja del pecho y con la mano del lado opuesto, examínate siguiendo el patrón con movimientos circulares pequeños. Revisa subiendo y bajando desde la parte baja del busto hasta la clavícula y desde el esternón hasta llegar a la axila.
b2 Patrón reloj.- Con la mano del lado opuesto, revísate siguiendo el patrón mostrado de las agujas de un reloj. Con movimientos circulares pequeños revisa desde el esternón, la axila, los lados y la parte baja del busto hasta llegar al pezón. Procura cubrir toda el área.

4. Que informar al Médico ó Profesional de Salud
  • Informa a tu Médico sobre cambios en el tamaño, forma o en piel de tus pechos.
  • Informándole además la presencia de bolitas, verrugas, cambios en los pezones, hundimiento de la piel o de algún pezón, comezón o sarpullido persistente o descamación, endurecimiento de la piel, holluelos, e incluso dolor.
  • Es importante que le informes si se ha presentado algún dolor anormal, por leve que éste sea. Aunque debes saber que la mayoría de las lesiones cancerosas no duelen

5. Que esperar de tu visita al Médico Si encontraste diferencias como las arriba indicadas, no te alarmes y acude al Médico. El médico te practicará un exámen para corroborar lo que encontraste y basándose en su experiencia, podrá recetarte una mamografía (radiografía) y en algunos casos efectuar una biopsia (tomar una muestra de tejido).

6. Que hacer de acuerdo a tu perfil de edad
  • 20 años o menos.- Familiarízate con tu busto, ello es importante para luego poder notar cambios.
  • 20 años a 39 años.- Practiícate un examen físico anual y autoexamínate el busto UNA vez al mes.
  • 40 años a 49 años.- Practícate un examen físico anual pregúntale al Medico si requieres de una mamografía, y autoexamínate el busto UNA vez al mes.
  • 50 años a 74 años.- Practícate un examen físico anual, hazte una mamografía cada 2 años, y autoexamínate el busto UNA vez al mes.
  • mas de 75.- Practícate un examen físico anual pregúntale al Medico si requieres de una mamografía, y autoexamínate el busto UNA vez al mes.

(*) Importante - El presente documento pretende ser sólo una guía, para mayor información y diagnóstico certero consulta a tu Médico o profesional de la Salud.